Cultura

Mottainai y el concepto de la cultura ecológica en Japón


Mottainai es una de las palabras del vocabulario japonés que encierra en sí misma una profundidad filosófica muy propia de Oriente para expresar profundo pesar por algo que no pudo ser. Para entenderla, más que traducirla hace falta explicarla y, mejor aún vivirla. Pues, una vez escuchada, ocupa en la conciencia el modo default como una forma fácil de expresar arrepentimiento cuando algo se desaprovecha o se desperdicia de forma irreparable.

Huevo roto, mottainai.
Cuando algo que pudiera consumirse termina por desecharse sin aprovecharlo se considera mottainai.

 

Mottainai: ¡aquí no se tira nada!

Teniendo en cuenta que en la cultura nipona se les enseña a los niños desde pequeños que se debe ser agradecido por los bienes recibidos, ya sean materiales o inmateriales (como el tiempo, el dinero, el alimento, o el esfuerzo, sobre todo cuando es el de los demás), mottainai es una expresión que aflora de inmediato en los labios cuando te arrepientes de que algo se haya desperdiciado, o para empatizar con alguien en el mismo sentimiento de arrepentimiento. Por ejemplo, cuando al cocinar se te cae la comida al suelo se dice “¡Ahh! ¡Mottainai!” por la pérdida de dicho alimento ,que ya no podrá ser consumido.

Mercado de segunda mano japonés.
Mercados de reciclaje.

 

Mercadillos de segunda mano y el auge de lo vintage

En los últimos tiempos, además de expresión de uso coloquial, mottainai se ha tomado como el concepto que abandera la conciencia del reciclaje, donde, en grandes urbes como Tokio, Osaka, y Fukuoka, el manejo de los desperdicios es una industria que consume millones de yenes al año. Esto dio origen a la creación de círculos de reciclaje y mercados de segunda mano amateur dentro de distintos barrios, enseñando, así, a las generaciones más jóvenes, a que antes de tirar algo que ya no se quiere usar, si todavía tiene vida útil, se puede regalar o revender a precio de saldo para que alguien más lo aproveche.

Tiendas de segunda mano en Japón.
Juguetes y ropa que todavía tienen uso se revenden a precio de saldo para que no se desperdicien.

 

Mottainai y el reciclaje

Bajo el concepto de mottainai, la tendencia en auge entre los chicos en las escuelas de Japón es que no solo se recicle, sino que también se comience a popularizar el upcycling, como se conoce en inglés al hecho de tomar materiales que comúnmente serían ya basura para crear algo enteramente nuevo, como el utilizar los cartones de leche ya vacíos y lavados y hacer con ellos juguetes. O que las chicas conviertan el plástico de las botellas en pequeñas piezas de joyería que pueden regalarse e intercambiarse con sus amigas.

Juguetes upcycling.
Promover upcycling entre los pequeños es una gran manera de ayudarles a expandir su creatividad y crear conciencia ecológica.

Mottainai es una de la expresiones niponas que más se ha arraigado dentro de la conciencia común, y el hecho de que se le enseñe su verdadero significado a los niños desde pequeños por medio de ejemplos sencillos y de uso diario es una forma refrescante de ayudarles a expandir su creatividad y, de paso, contrarrestar la tendencia materialista de nuestros tiempos, donde se nos bombardea con mensajes en los que se nos insta a desechar rápido las cosas aunque todavía sirvan para obtener el modelo “mejorado” o más reciente.

Dentro del lenguaje japonés, mottainai es una de mis palabras favoritas, pues, como idea, surge como un oasis de positivismo en un mar de consumismo, dándonos a niños y adultos la oportunidad de identificar las cosas que realmente se quieren, apreciar más las cosas que se tienen, y dejar ir la cosas que no se utilicen para que alguien más las use. Así, podemos dejar libre el espacio a que nuevas cosas con mayor significado lleguen a nuestras vidas.

Comentarios