Cultura

‘Itadakimasu’ y ‘gochisousama deshita’: más que dar gracias por la comida

Itadakimas y Gochisousama deshita. Más que dar gracias por la comida.

Itadakimasu y gochisousama deshita son, quizás, dos de las frases más curiosas que más hemos leído o escuchado en el anime, manga, drama y cine japonés. Generalmente se utilizan para agradecer por los alimentos. Curiosamente, hay algunas variantes y usos del significado de las frases que reflejan inesperadamente un gran sentimiento de intimidad poco sabido a ojos extranjeros.

Itadakimasu: dar gracias por la comida en japonés

 

Itadakimasu: la comida se comparte

En primera instancia, refiriéndonos al significado, itadakimasu significa “gracias por lo que vamos a comer“, mientras que gochisou sama deshita se puede traducir como “gracias por lo que ya consumimos“. Estos significados nos transportan a un tiempo muy, muy antiguo donde el consumir alimentos era una actividad que se realizaba, normalmente, dentro de la intimidad del hogar. En este contexto, compartir alimentos te ponía en una posición vulnerable, por lo que estaba limitado a realizarse solamente con familia, amigos o personas de confianza.

Al ser poco comunes los lugares públicos como los restaurantes, cuando se era invitado a compartir los alimentos en la casa de alguien, itadakimasu y gochisou sama deshita son frases que se utilizan incluso hasta nuestros días para dar gracias por la oportunidad de compartir la ocasión en sí, como el concepto en inglés de breaking bread, donde se ofrece más que el alimento; la hospitalidad en sí misma.

Como aspecto religioso, usar ambas frases va mas allá de mostrar buenos modales y termina por expresar agradecimiento por la oportunidad de tener alimento. Tanto si se cree en alguna divinidad en particular como si simplemente se utiliza como un sentimiento que se lanza al universo en general, ambas frases muestran un aspecto humilde de una cultura cuyos habitantes han pasado, en algún periodo histórico, por guerra, escasez y hambruna.

 

¿En qué situaciones podemos utilizar estas frases?

Itadakimasu y gochisousama deshita son dos frases que, a pesar de estar construidas en japonés formal, se utilizan de forma tan general que se pueden usar sin titubeos en cualquier situación donde se haya recibido una invitación a consumir algo. Desde los niños más pequeños que usan estas frases antes de comer sus meriendas, cuando nos encontramos relajadamente en reuniones con contemporáneos y amigos, y hasta con compañeros de trabajo en situaciones de negocios.

Itadakimasu: dar gracias por ser haber sido invitado a una comida o cena

Teniendo en cuenta el aspecto filosófico y literal de que el alimento es vida, encerradas en dos pequeñísimas frases tenemos un sinfín de ideas tan profundas como el agradecer a quien te ha invitado a un café o te ha ofrecido un dulce, o tener en consideración cada fuente de alimento y todas las personas que intervinieron en el proceso de hacernos llegar el sustento. Itadakimasu y gochisousama deshita, más allá de ser una muestra de buenos modales, son una práctica manera de mostrar consideración y gratitud por lo que nos mantiene vivos.

Madre e hijo dando gracias por los alimentos
Gracias por los alimentos.

 

Dos curiosos usos alejados de la cocina

Para terminar, como detalle curioso, así como en otras culturas algunas frases que se refieren comúnmente a los alimentos se pueden aplicar también a situaciones sociales, en Japón, cuando quieres comerte a alguien en forma afectuosa, puedes decirle itadakimasu. Y, aunque un poco “kinki”, me pareció inesperadamente similar a algunos aspectos populares del doble sentido de la cultura latina.

Por cierto, en contraste con que itadakimasu se usa en un aspecto más privado, gochisousama deshita se puede usar en tono ligero de broma con una persona cercana, familiar o entre amigos cuando dos personas se muestran afectuosas o acarameladas una con la otra sin considerar a las otras personas a su alrededor. O con más regularidad, cuando alguien comienza a hablar de manera afectiva acerca de su pareja expresando las virtudes de dicho individuo; algo así como el get a room del inglés, sin la connotación tan pesada.

Dentro de la cultura nipona, cuando te piden hablar acerca de tu pareja o de tu familia, se entiende que éstas personas son de uchi (de tu casa), por lo que, cuando te refieras a ellas, debe ser con buenos modales y de forma humilde, pues así como el escuchar a alguien hablando superlativamente de sí mismo puede llegar a ser molesto, en Japón el hablar de tu pareja es hablar como de ti mismo. Así que, si cuando visiten Japón, si algunos amigos les dicen en broma gochisousama deshita, sabrán la razón.

Comentarios