Más que en cualquier parte del mundo, los alojamientos en Japón también son experiencias únicas. Hay muchas opciones: desde alojarse en un hotel genérico en una gran ciudad hasta elegir un ryokan aislado y rodeado de aguas termales. También puedes reservar una habitación en un minshuku (estadía en una granja) donde serás tratado como uno más, o incluso quedarte en un templo budista donde puedes experimentar el estilo de vida de un monje.

Aquí te resumiremos los tipos de alojamiento exclusivo de Japón.

Ryokan

Los ryokan son posadas japonesas con habitaciones de estilo japonés, incluyendo suelos de tatami y futones para dormir. Los ryokan, a menudo, tienen sus propios onsen, que son compartidos por los huéspedes, o en habitaciones de alta gama, privados. La cena generalmente es de estilo kaiseki, pequeños y hermosos platos hechos con ingredientes de temporada.

Minshuku

Los minshuku son ligeramente diferentes de los ryokan. Estos tienen más instalaciones compartidas (baños y lavabos) y generalmente son menos lujosos. Incluso pueden ser una habitación adjunta a una casa familiar, haciéndote sentir como un invitado especial de una familia japonesa. Además, cenarás y desayunarás comida de estilo casero.

Kominka

Un kominka es un tipo de casa japonesa construida tradicionalmente con un techo de paja alto. Recientemente, la gente ha estado comprando kominka viejos y renovándolos, haciéndolos disponibles como hermosos alquileres de vacaciones en el campo. Los kominka puede variar de rústico a lujoso dependiendo del nivel de renovación que se haya realizado.

Capsule Hotel

Aunque alguna vez han sido objeto de burla, los hoteles cápsula se han convertido en una experiencia buscada por muchos visitantes de las grandes ciudades de Japón. Los modernos hoteles cápsula son limpios, a precios razonables e incluso cómodos y una experiencia que querrás compartir con tus amigos una vez llegado a casa.