fbpx Skip to main content

Patrocinado por la ciudad de Setouchi

Vistas del mar en Setouchi, Okayama.
Ushimado es una pequeña villa bañada  por el Mar Interior de Seto, popularmente conocido como el Mediterráneo de Japón. Su clima, similar al del Mar Mediterráneo, hace de esta localización un punto perfecto en el que cultivar olivos.

Cuando te alojas en Setouchi Ushimado International Villa sientes que te has teletransportado por arte de magia a algún tranquilo lugar en la otra punta del mundo, sin salir de Japón. La ‘villa de los olivos’ se encuentra en lo alto de un monte con vistas a Ushimado y a la islas que lo rodean. Al tener solo cinco habitaciones, esta villa es el lugar perfecto para escapar del ajetreo de las grandes ciudades de la prefectura de Okayama.

Ushimado, ciudad costera en Okayama.

Pintoresca villa a orillas del Mar de Setouchi

Olivos de Ushimado, Okayama.

La villa se encuentra en la entrada al Parque de los Olivos de Ushimado (Ushimado Olive Garden), y lo primero que verás nada más adentrarte en su interior es una heladería italiana y una cabra. Desde luego, el concepto parece bastante sencillo a la par que innovador. En pleno mes de noviembre, uno de los de menor actividad turística en Japón, yo era la única huésped en la residencia. Pero, por supuesto, en verano la cosa cambia bastante.

Cada habitación incluye una espaciosa y acogedora sala de estar con chimenea y mueble bar que bien podría servir como recepción para una boda. Mi habitación también contaba con baño propio, un armario, dos camas de lo más cómodas, una televisión y enormes ventanales con vistas a una plantación de limoneros, donde poder ver el amanecer. Todo por tan solo 4320 yenes la noche. La limpieza y la hospitalidad del encargado hicieron de mi estancia una experiencia muy placentera.

Champú de aceite de oliva de Ushimado, en Setouchi (Okayama).

En el baño tuve la oportunidad de probar algunos productos elaborados con aceite de oliva japonés, tales como champú, gel y acondicionador. Los trabajadores del parque fueron todos muy atentos conmigo y trataron de ayudarme en todo momento (por ejemplo, me consiguieron un taxi, y en alguna que otra ocasión incluso me llevaron ellos mismos en coche hasta la villa).

Dentro del recinto hay un agradable restaurante italiano y una cafetería con unas vistas estupendas al parque. Además, el hotel también dispone de una cocina totalmente equipada que incluye nevera, fogones, rice cooker (un pequeño electrodoméstico para cocinar arroz que no puede faltar en ningún hogar japonés), hervidor de agua, microondas, fregadero, utensilios de cocina y boles. Si te apetece alojarte aquí sin tener que salir fuera a comer no olvides traerte algo para cocinar (o, mejor aún, comida precocinada de la que puedes encontrar en cualquier konbini).

Comedor de la Villa Ushimado, en Setouchi (Okayama).

A unos diez minutos de distancia a pie se encuentra el verdadero Ushimado Olive Garden, donde se ubica un edificio que sirve como oficina de atención al huésped. Dentro del edificio también hay una tienda de productos elaborados con aceite de oliva y una cafetería donde poder tomarte un té y probar algún postre, para los que también se utiliza el aceite de oliva local.

Plantas de olivo de Ushimado, Setouchi (Okayama).

Hay una infinidad de productos e ingredientes disponibles en la tienda para poder regalar a cualquier amante del aceite de oliva que conozcas. ¡Recomiendo encarecidamente probar el helado de aceite de oliva! Y si no soportas la idea de dejar atrás el aroma de los olivos y las aceitunas, siempre puedes comprar una maceta con un pequeño olivo para plantar en tu propio jardín. En este caso, recomendamos que preguntes al personal de la tienda cómo se debe cuidar esta planta, porque este tipo de árbol requiere de un clima muy específico para poder crecer con normalidad.

Atardecer desde el parque de los olivos de Ushimado (Setouchi).

Atardecer desde el parque de los olivos de Ushimado (Setouchi).

La azotea del edificio es un lugar perfecto para apalancarse a observar el panorama, pero tampoco es necesario subir, porque el paisaje es prácticamente el mismo desde la cumbre de los montes que lo rodean. Además hay bancos donde poder sentarse a contemplar los cientos de olivos que pueblan el parque. Confieso que intenté probar una aceituna de uno de los árboles, pero no saben igual que las ya preparadas. Para finalizar mi viaje, decidí levantarme temprano para ver amanecer desde la cima del monte.

Amanecer en Ushimado, Setouchi (Okayama).

Y no fui la única. Nada más llegar a la cima me encontré con otros paseantes que, imagino, suelen venir a caminar por aquí a diario (¡y todos ellos simpatiquísimos!). En cuanto el sol empezó a iluminar la zona, me ayudaron a identificar todas islas cercanas. El monte también es un destino bastante popular entre parejas locales, y, de hecho, hay una campana enorme en lo más alto a la que se conoce como ‘la campana de los enamorados’. Las fotos que pude hacer del amanecer no le hacen justicia, así que os animo a que vengáis a verlo vosotros mismos.

Cabra en Ushimado, Setouchi (Okayama).

Tras el frío paseo matutino, regresé a mi habitación para darme un baño caliente y embadurnarme en la crema hidratante de aceite de oliva que compré en la tienda. Es emocionante saber que los productos de belleza que utilicé provienen de aquí mismo.  Antes de marcharme definitivamente, me acerqué de nuevo a la tienda para comer tarta de aceite de oliva y tomar té (también elaborado con una infusión de aceite de oliva). Con un último vistazo al precioso panorama, me despedí del acogedor  Setouchi Ushimado International Villa.

Panorama de Setouchi y el mar Interior de Seto en Okayama.

Qué más ver en la zona

Calle Shiomachi Karakoto, en Setouchi (Okayama).

Siguiendo la línea del mar nos topamos con una histórica calle llamada Shiomachi Karatoko, que data de la época Edo. A lo largo de sus 800 metros encontrarás una multitud de antiguos edificios de madera de las épocas Edo y Showa. Esta zona del pueblo parece no haber estado sometida al paso de los años, ya que mantiene el mismo aspecto de hace siglos. En aquella época, Ushimado era un valioso puerto de escala del Mar Interior de Seto. Hoy, poco queda de eso.

Puerto en Shiomachi Karakoto, Setouchi.

También hay diversos monumentos de gran importancia en esta zona, como por ejemplo varias destilerías milenarias de sake, un templo y el antiguo alojamiento que utilizaban los enviados coreanos a misiones en Japón. No olvides echarle un vistazo a este puerto cuando vengas de visita.

Puerto en Shiomachi Karakoto al atardecer (Setouchi, Okayama).

Cómo llegar a Ushimado

Tren en Setouchi, Okayama.

Oku Station, estación en Setouchi (Okayama).

Coge el tren bala (Shikansen) hasta Okayama. Desde Tokio son unas 3 horas de viaje/desde Osaka, unos 50 minutos. A continuación, móntate en un tren local (JR Ako Line) hasta Oku station (20 minutos/320 yenes).
Una vez en Oku Station puedes coger un taxi o un autobús hasta Ushimado (el autobús realiza unas 8 o 9 salidas diarias). El precio del billete desde Oku Station hasta Ushimado (la última parada) es de 450 yenes. El viaje dura 20 minutos, al que habría que añadirle 25 minutos más a pie desde la parada de Ushimado hasta el Olive Garden. En el caso de que cuentes con coche propio, podrás aparcarlo en el aparcamiento del hotel.

Información sobre el hotel Ushimado Olive Villa:

〒701-4302 412-1 Ushimado, Setouchi-shi, Okayama-ken

Teléfono: 0869-34-2370

Los servicios abren de 9:00 a 17:00 (aparcamiento abierto a todas horas)

Check-in: antes de las 17:00

Puedes encontrar más información en su página web.

Traducción de Virginia González

¿Te ha gustado? Échale un vistazo a este otro artículo sobre Setouchi:

    
Nombre Setouchi Ushimado International Villa
Categoría Villa (alojamiento)
Dirección 〒701-4302 412-1 Ushimado, Setouchi-shi, Okayama Prefecture
Acceso [map]〒701-4302 412-1 Ushimado, Setouchi-shi, Okayama Prefecture[/map]
Horario de apertura Los servicios abren de 9:00 a 17:00 / El aparcamiento está abierto a todas hroas
Precio Habitación con cama de matrimonio: 3888 yenes / habitación individual: 4320 yenes
Forma de pago

 

Nina Cataldo

Nina Cataldo

Nina is a professional and recreational writer currently exploring her motherland of Japan. When she's not busy working on her conversational English book series, she can be spotted biking around Tokyo to indulge in delicious food and attempting to snuggle with kitties at cat cafés. She's an odd collector of free brochures from travel counters, always looking for the next exciting destination. Nina often likes to escape the Tokyo city life to go discover new trails on the outbacks of Japan, where she enjoys connecting with locals and wanderers alike. Follow her adventures on Instagram @nextstop_nina

Deje un comentario


X